Últimos temas
» NUEVO ACCESO AL FORO DESDE UNA APP
Dom Oct 15, 2017 9:48 pm por Nathy

» Send My Love Capítulo 61
Dom Oct 15, 2017 9:46 pm por NATHYLÓPEZ

» I'm No Angel. Capítulo 57
Dom Oct 01, 2017 3:18 pm por virginia2604

» Send My Love Capítulo 60
Sáb Sep 23, 2017 7:09 am por NATHYLÓPEZ

» I'm No Angel. Capítulo 56
Sáb Sep 23, 2017 6:35 am por NATHYLÓPEZ

» I'm No Angel. Capítulo 55
Sáb Sep 16, 2017 11:15 pm por Gaby_kdsh

» Send My Love Capítulo 59
Sáb Sep 16, 2017 3:33 pm por NATHYLÓPEZ

» I'm No Angel. Capítulo 54
Dom Sep 10, 2017 11:30 am por NATHYLÓPEZ

» Send My Love Capítulo 58
Sáb Sep 09, 2017 9:04 am por virginia2604

Notificaciones
NUEVO ACCESO AL FORO DESDE UNA APP

Jue Oct 12, 2017 12:02 pm por juanny

HOLA A TODAS!

Tenemos una gran novedad!. Foro Activo (donde hospedamos el foro) ya enlazo todos sus foros a una APP,
y aquí su servidora ya hizo lo necesario para que desde esta puedan ver nuestro foro desde su celular!!

Topic'it es una aplicación móvil gratuita que permite consultar, y participar en los foros de una forma simple y amigable. ¡Por lo tanto los foros están 100% optimizados …

Comentarios: 2

Usuarios Conectados

Web Amigas
Image and video hosting by TinyPicImage and video hosting by TinyPicImage and video hosting by TinyPic
Sondeo
Buscar
 
 

Resultados por:
 

 


Rechercher Búsqueda avanzada


I'm No Angel. Capítulos 19-20

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

I'm No Angel. Capítulos 19-20

Mensaje por virginia2604 el Vie Ene 27, 2017 7:18 pm

Hoolaaa holaaaa mis bellas lectoras, paso a dejarles nuevos caps de esta fic que espero disfruten, gracias por seguir esta historia y espero pasen un maravilloso fin de semana... besito copa

PD: Hay temas en esta historia que quizá sean un poco raros para algunas pero que son una realidad más común de lo que imaginamos. Un poco de investigación, horas de lectura y algunas historias escuchadas por personas que han vivenciado estas cosas han hecho aflorar mi creatividad y arriesgarme... La imaginación carece de límites ¿No es así? chiveado chiveado

CAPÍTULO 19
NIZA, FRANCIA


Me acomodé un poco y bajé con Tiago a recibir a los demás, Bee me abrazó y me llenó todo el rostro de besos "Feliz cumpleaños mi reina bella"

"Gracias mi amor"

"Mi guapa favorita" Carlos me abrazó "Felicidades"

"Gracias mi guapo favorito" le besé ambas mejillas

"¡Tía, felicidades!" Catalina me dio varios besos y un abrazo "¡Estás preciosa!"

"Gracias, tú eres bella" me sonrió en respuesta

"¡Feliz cumpleaños a la tía más bella de todas!" Carlitos extendió sus brazos y me jaló para abrazarme

"Siempre tan bello" le besé ambas mejillas. Debía hablar a solas con él pero con todo lo de Sebastien no había tenido cabeza y más que Carlitos estaba en Italia, era necesario informarle lo de Cassandra para que también se hiciera la prueba, ella ni siquiera sabía cuándo o de quien se había contagiado.

Rato después llegó Lais junto a Donovan y Alexandre “David, está afuera y quiere hablarte” me dijo algo apenada, no dudé en salir, vi al oso cabizbajo

“¡Oso!” me guindé de él y lo abracé con fuerza

“Candice” deslizó sus labios por mi mentón y unió su frente a la mía “Me siento tan apenado contigo y justo hoy en tu cumpleaños”

“¿Apenado por qué?”

“Diana me contó lo que le hizo a Tiago, lo siento mucho”

“No eres tú quien debe sentirlo ni tampoco es tu culpa lo que ella haya hecho, Diana es una mujer adulta capaz de tomar decisiones por si sola y capaz de afrontar las consecuencias de dichas decisiones” tomé su rostro entre mis manos, sé que se debatía duramente lo sucedido con Hayley “Eso no tiene nada que ver contigo, y sí, me duele que mi hijo sufra pero ¿Qué le hacemos? Yo a ti te adoro y te quiero conmigo hoy aquí ¿Sí?” volví a abrazarlo “Vamos, hoy no es día de dramas ni de nada de eso” le llené el rostro de besos logrando hacerlo sonreír

“¿Qué voy a hacer contigo?” me levantó del suelo girando conmigo en sus brazos “Te adoro” me estrechó entre sus brazos “Feliz cumpleaños”

“¡Ese es mi oso! Gracias” me sonrió ampliamente, definitivamente a David parecían no pasarle los años, conservaba ese aspecto jovial y divertido de siempre, solo un par de líneas adornaban su frente y bajo sus ojos, del resto nunca aparentaba pisar los 60 años. Dave y yo entramos a la casa, él saludó a todos y fue un poco más formal con Tiago, se sentía culpable y yo podía entenderlo. Cuando nos reuníamos todos en casa eramos un grupo de casi 40 personas, me gustaba ese pequeño y divertido caos de tener a toda la familia en casa, rápidamente mi cumpleaños se convirtió en una parrillada en la piscina, Carlos, Urs y Oliver tomando el control de la comida, Sebastien había organizado todo y yo estaba más que encantada

"¿Nos vamos a cambiar para entrar a la piscina?" me susurró Sebastien mientras hablaba con Fran

"Bastardo con suerte" replicó él y nos echamos a reír

"Lo dice quien tiene un dios de chocolate suizo maestro en las carnes como esposo" le repliqué a mi amigo

"Experto en las carnes, sí" movió las cejas descaradamente y yo negué con la cabeza

"¡No, no lo hagan!" escuché gritar a la pobre Catalina antes que Carlitos y Esteban la lanzaran a la piscina "¡Animales!" vociferó halando a su hermano por las piernas y haciéndolo caer al agua también, Esteban se reía a carcajadas

"Ni te creas tanto eh" Tiago pasó empujando sorpresivamente a Esteban a la piscina, yo me privé de la risa al ver la escena

"¡Allá vamos!" escuché en coro y vi salir corriendo en bermudas a Ethan, Carlitos y Alessandro que se zambulleron estruendosamente

"Esos pequeños demonios harán que me infarte" dijo Valentina en un gesto dramático, le puse las manos en el hombro sin parar de reírme

"Y eso que solo tienes 2 mi amor" le besé la mejilla y ella negó con la cabeza

"Tuve que regañar a Bianca, estaba literalmente encima de Donovan coqueteándole, el pobre chico se fue al baño empalmado" Sebas y Fran soltaron la carcajada "Digo, yo sé que a mi hija le gusta Donovan ¿Y cómo no?" asentí, Donovan era un espectacular jovencito de 15 años, piel morena y expresivos ojos azules que podían derretir a cualquiera, con toda razón mi nieta estaba calada por él y viceversa "Pero una cosa es que se escriban todo el tiempo y otra que mi hija casi lo viole en la cocina ¡Jesús!" ella se frotó la frente y yo le besé la mejilla

"Bienvenida al mundo de los adolescentes mi amor, hormonas, cambios de humor, el eterno amo y odio a mi madre y la lista sigue" ella se llevó las manos al rostro

"Entiendo tu sentimiento, cariño" le dijo Fran "Mi niña está hasta los huesos por el hijo de este par" nos miró a Sebastien y a mí con falso gesto de molestia

"Esta etapa es crucial, debes abrir la puerta de la confianza sin dejar de ser firme, que ella sienta puede acudir a ti por consejo pero que sepa también que tiene reglas" le dije

"¿Cómo lo haces? Miro tu relación con Clarisse y Sebas y hasta envidia me da" volví a besarle la mejilla

"Tienes que dejarles saber que pueden acudir a ti pase lo que pase y que independientemente de los errores que cometan nunca los vas a dejar caer" fueron las palabras de Sebastien que me hicieron sonreír, era el mejor padre que podía pedir para nuestros hijos

"Es verdad" afirmé "Y déjame decirte algo, es preferible que hables con ella y le digas que comprendes lo que siente, que sabes lo que es ese torbellino de hormonas y querer experimentar sin saber bien porque antes que cerrar esa vía de comunicación contigo y que crea cosas que no son"

"Es tan difícil pensar en la idea de que tu niña se ha convertido en una mujer y que en cualquier momento va a tener sexo y querer hacer cosas locas"

"Ni lo menciones por favor" Sebastien se llevó una mano al pecho "Sufro cuando mi niña sale pensando en como Oliver le pone las manos encima"

"¡Oye, mi chico es un caballero!" se quejó Fran

"Sí pero los caballeros son hombres también y mi princesa es demasiado bonita como para no alimentar las fantasías de tu hijo" Fran puso los ojos en blanco y siempre era gracioso verlos refutarse de esa manera con respecto a nuestros hijos

"¿Alguna vez dejaré de preocuparme?"

"Oh mi amor, nunca dejamos de preocuparnos por los hijos. Ser madre es una tarea de toda la vida, incluso adultos y con sus propias familias nos seguimos preocupando" ella asintió "Ve a buscar a Bianca y habla con ella" le di un empujoncito

"Gracias mamá, te amo" me besó la mejilla y se fue a buscar a mi traviesa nieta, yo entré con Sebastien para cambiarnos

"¿Qué vas a ponerte?" me preguntó una vez en nuestro cuarto

"Lo que usted quiera..." hice una pausa "Amo..." ronroneé como gatita en celo y Sebastien se iluminó como árbol de navidad, me encantaba presionar sus botones y provocarlo

"Desnudate" me dijo e hice lo que me pidió, me quité el enterizo, el brassiere y la panty hasta quedar desnuda "Ve al closet" me ordenó y así lo hice, me puse de rodillas frente a las gavetas y llevé las manos a la espalda "¡Qué preciosa eres!" lo escuché decir sin levantar la mirada del suelo "Lastima que no tenemos mucho tiempo" vi sus pies cerca de mí "Puedes mirarme" alcé la cabeza y me encontré con su abrasadora mirada "Mira como me tienes" descaradamente frotó su erección contra mi cara y se me hizo agua la boca "Busquemos algo sexy para ti" se dio la vuelta dejándome temblorosa y lo vi deslizar sus dedos y abrir las gavetas con una parsimonia torturadora

“¿Amo?” lo llamé y se giró brillando intensamente

“¿Sí?”

“Lo amo” sonrió y se acercó hasta inclinarse y besar mis labios, mientras sus dedos tantearon la humedad entre mis piernas, me estremecí al instante, su pulgar encontró mi nudo de nervios y esa presión me envió justo al borde

“Es tu turno, cariño” Sebas giró sus dedos bruscamente y me deshice en miles de pedazos, dejé que mi cuerpo se sacudiera con ese brutal orgasmo, podía sentir mi cuerpo ceñirse a los dedos de Sebastien que me frotaban ahora suavemente, quedé cegada por instantes, literalmente “Eso ha sido hermoso” Sebas me reclamó sujetando mi cintura y pegándome a su pecho

“Necesitas liberarte, hazlo en mi pechos” le ofrecí frotándome descaradamente contra su erección, me acosté en el piso y le ofrecí mis pechos mientras él liberaba su erección, quise tocarlo pero me dio un azotito en la mano

“No, esto es solo para mí” me dijo y asentí. Siempre me había fascinado ver a Sebastien masturbarse y con otra persona sumada a la experiencia todo era tan excitante, no tardó mucho en dejar escapar su orgasmo sobre mis pechos y mi abdomen, mi entrepierna se lubricó aún más, quise pasar mis manos por la crema blanca entre mis pechos y llevarla a mi boca como solía hacerlo pero Sebastien me reprendería, había sido muy tajante con eso hasta que no estuviéramos seguros de su condición con el virus. Lentamente nos pusimos de pie y Sebastien limpió mi cuerpo con un par de toallitas húmedas antes de meterme en un bikini azul rey de dos piezas y un pantalón de seda a juego que cubría mis enrojecidas rodillas

"¡Dios, mírate!" el toquido de la puerta me sacó un susto de mierda, Sebastien empezó a reírse

"Yo pensé se los había trago la tierra" exclamó Bee exasperada

"Ya sabes como es Candy" respondió Sebas "Le gusta probar varias cosas antes de decidirse" el calor se arremolinó en mi cuerpo ante el doble sentido de sus palabras. Nos unimos de nuevo a todos abajo, Tiago me entregó un cóctel y me recosté al lado de Lais en una tumbona a tomar el sol, su precioso cuerpo chocolate estaba cubierto por un traje de baño rosado de una pieza con un generoso escote, ella era realmente hermosa y traía a David en puntillas siempre.

"Reina, me tienes abandonada" Bee se sentó en mis piernas y me hizo pucheros

"Lo siento, han sido muchas cosas ¿Crees que mañana podamos conversar? Necesito hablar con Carlos, Carlitos, Catalina y tú" ella me miró curiosa entrecerrando los ojos

"¿De qué?"

"Algo importante pero hoy no lo pienso traer a colación"

"Está bien" se inclinó para besarme la mejilla

"Hay que bautizar a la cumpleañera" la voz de Tiago me puso en alerta y entonces los vi, mi Santa Trinidad en toda su gloria, mis 3 hermosos chicos frente a mí, en bermudas, sin camisa, mostrando sus piernas, sus torsos y sus descaradas sonrisas que delataban sus intenciones de arrojarme al agua

"Uy, yo mejor me voy" Bee se levanta como resorte y Lais me mira divertida

“Será mejor que no te resistas...” dijo Tiago haciendo una pausa “Mami...” pronunció tan descarado que no pude evitar reírme

“¡Oh por Dios!” me llevé la mano al pecho “Al menos dejen que me quite el pantalón, la seda no sobrevive al cloro”

“Podemos darte unos segundos”

“¿Si ves con lo que tengo que lidiar?” me giró a Lais que niega con la cabeza sin ocultar la sonrisa en su rostro

“Bendita seas por tu paciencia” Lais empieza a reírse con más ganas, me pongo de pie y lentamente deslizó el pantalón por mis piernas y me agacho para recogerlo y colocarlo sobre la tumbona, al extenderme puedo ver 6 ojos bien abiertos detallándome, el pecho se me enrojece y probablemente las mejillas también, sonreí y los 3 posaron sus manos sobre mí para lanzarnos a los 4 en la piscina con un gran impacto, al hundirnos por unos segundos sentí manos en mis piernas, mi abdomen y mi cabello, al abrir los ojos ya estábamos los 4 en la superficie, un ataque incontrolable de risa me invadió

“Oye, cuenta el chiste” vi a mi hijo Sebastien acercarse y jalarme los pies y así, de la nada empezamos a guerrear en el agua hasta que cada vez más se van uniendo y formamos una bola de gritos, agua, jalones y risas. Me sentí feliz, verdaderamente feliz en ese momento. Al salir del agua los chicos nos deleitaron con hamburguesas decadentes, Sebastien se arremolinó en la tumbona conmigo mientras me daba de comer ¡Bendito ángel!

“No coman frente a los pobres” Tiago hizo un gesto dramático mientras Piero le pasaba la mano por los hombros sin poder contener la risa

“No dudo que les falte compañía” Brigitte rodó los ojos “Luego de la Haute Couture me han preguntado por ustedes, es desagradable, son como abejas a la miel, quieren sus números y así” ella negó con la cabeza

“¿Y cómo no? Si mis hermanos son un par de caramelos ardientes” fueron las palabras de Clarisse que hicieron gruñir a Sebastien en mi oído

“Tranquilo papá, siempre serás el primero” ella se acercó e hizo un hueco entre nosotros para darle un beso a Sebastien, él se deshizo al instante, yo tan solo me reí

“Si recibiera un dólar por cada comentario que me hacen de que mis hijos son sexys, doblaría mi fortuna en estos momentos” comenté, Tiago se sentó subiendo mis piernas a su regazo y masajeando mis pies, se sentía muy bien

“Sé lo que estás pensando” me susurró Sebastien apenas con un hilo de voz ¡Joder, cómo me conocía!

“¡Es hora de cantar cumpleaños!” Bee junto a David sostenían un suculento pastel de chocolate que me hizo agua la boca. El coro de voces para cantarme cumpleaños fue en verdad impresionante, se escuchaba celestial y la verdad es que me sentía rodeada de ángeles, eran mi familia, lo más importante en mi vida. Soplé las velas agradecida por un año más.

*-*-*-*
-PIERO-

Ver a mi madre soplar las velas de su pastel así de feliz me hicieron sonreír. Quería saborear cada segundo mientras durara y si ella me lo permitía sería suyo eternamente

“Creo que debemos conseguirle una nueva novia a Piero” Catalina me saca de mis pensamientos con una caricia en la espalda

“El muy condenado es jodidamente quisquilloso ¿Cómo pretendes obrar ese milagro?” el gesto de Toni me hizo reír

“Dejen de molestar a Piero” la sentí deslizar sus manos por mis brazos y abrazarme por la espalda “Ya aparecerá la indicada” me besó la mejilla y sentí como sutilmente una de sus uñas se clavaba en mi brazo, un corrientazo hacia mi pene me sacudió de inmediato

“¿Si ven? Ella si lo entiende” deslicé mis dedos por sus manos y las llevé a mi boca

“Eso porque eres el consentido” Catalina rodó los ojos, ella se ríe contra mi hombro, ocasionándome un cosquilleo en todo el cuerpo

“¿Y tú?” espetó ella mirando ferozmente a Catalina “Si eres mi sobrina favorita” me soltó para extender sus manos hacia ella, ver a Catalina deshacerse en los brazos de mi madre me ocasionaba mucha ternura “Pero shhh, no dejes que nadie más lo sepa” dijo dándole un guiño que me hizo sonreír

“¡Dios, tía!” Catalina la apretó “¡Eres la mejor!”

“¡Abela!” la pequeña Charlotte salió corriendo con su biberón en las manos, una agitada Corinne veía tras ella

“¿Qué sucede, mi florecita?” mamá se agachó para tomarla entre sus brazos

“No quero mimir” se quejó entre sollozos y vi como se apretaba contra el pecho de mi madre que la tomó entre sus brazos y la levantó del suelo

“Cuando está aquí se pone consentida ¿Por qué será?” Corinne rueda los ojos y mi mamá le sonríe

“Mi florecita quiere dormir con su abuela ¿Verdad?” pregunta con voz suave y los rizos rubios de Charlotte se mueven en aprobación

“Es toda tuya entonces” Cori baja los brazos vencida y veo a mamá llevarse a Charlotte adentro, la sigo ¡Dios, amo verla consentir a los más chicos!

“Mi linda florecita, vamos a dormir” tomó el biberón y lo llevó a la boca de la bebé mientras se sentaba en el sofá del estudio, alejada del ruido. La observé arrullar a Charlotte con una canción de cuna hasta que la pequeña bolita de energía quedó rendida, el amor que destilaba su mirada era en verdad hermoso "¿Has considerado esta idea?" dirige su atención hacia mí mientras sus dedos se deslizan en los rubios rizos de Charlotte

"¿Hijos?" asintió "La verdad no es algo que quiera en este punto de mi vida y con una carrera tan demandante es lo último en mi lista, la verdad" la veo asentir absorbiendo mis palabras "No es una necesidad en mi vida, estoy muy bien siendo el hermano, primo y tío favorito" me sonríe en aprobación y sé que busca conocer mis sentimientos, quería demostrarle mi compromiso y lealtad. Me puse de rodillas a sus pies y sus ojos se abrieron en sorpresa

"De verdad que eres perfecto" su halago alegró mi corazón "Te amo" esa simple frase era como una caricia, unió su frente a la mía mientras sus dedos bailaban en mi mejilla, tuvimos un momento, lo veía, lo sentía sin necesidad de decir una palabra

"Eres todo lo que necesito y más" mis palabras la hicieron sonreír a escasos milímetros de mi rostro y puedo jurar que esa sonrisa podía encender todo el puto sistema solar, cerré los ojos y dejé que su lengua se deslizara por mis labios y se abriera paso entre ellos, le entregaba el control y sé que había muchísimo por hablar pero en ese precioso momento nada más me importaba

"Can... ¡Oh por Dios!" la voz de Behati nos hizo separarnos y su mirada llena de desaprobación a decir verdad en vez de apenarme me molestaba ¿Quién era ella para juzgar o señalar algo?

"¿Qué carajos estaban haciendo?" reclamó y yo me puse de pie, la verdad es que ella siempre se sentía con derecho a reclamarle tonterías a mi madre

"Charlotte está dormida y no sé que creas haber visto pero no estábamos haciendo nada" dije más brusco de lo que esperaba y ella dio un paso atrás ¡Bien!

"No pasa nada, Bee" mi madre se levantó con Charlotte en brazos

"¡Se estaban besando!" chilló en voz baja

"¿En serio?" mi madre rodó los ojos "No estábamos haciendo tal cosa, solo nos viste con la frente unida y asumiste cosas"

"¿Cuántos has tomado ya?" le dije pasando por su lado y vi a mi madre besarle la mejilla y hacer lo mismo. Eramos un equipo y la red de protección era inquebrantable, ella jamás me dejaría caer y yo ni remotamente dejaría que sus dedos tocaran el suelo...

"Gracias mi amor" me dijo una vez que acostamos a Charlotte y vimos a una muy agradecida Corinne

"Nunca dejaría que te pasara algo o te metieras en problemas por mi culpa, lo sabes" le besé la sien, cuando íbamos de regreso ella se detuvo al escuchar unas voces en la cocina

"¿Es que cómo lo permites?" escuchamos la voz de Bee al acercarnos aún más

"Bee, cariño tranquila" la voz de Sebastien era pausada "Creo has tomado demás y ves cosas que no son"

"¿Tú también vas a insinuar que estoy ebria? No lo estoy" chilló molesta "Yo sé lo que vi y ellos se estaban besando" hizo una pausa "Su relación no es normal"

"¿Y la tuya con Toni si lo es?" espetó Sebastien y una pequeña sonrisa apareció en los labios de mi madre

"Yo no beso a mi hijo en la boca" se defendió ella

"Pero hasta te sientas en sus piernas y lo dejas cargarte a todas partes" con esa simple frase comprendí aún más la protección de Sebastien "A capa y espada, contra lo que sea y quien sea, incluso contra ella misma" recordé me dijo una vez

"Ven, cariño" dijo ella tomándome de la mano para entrar a la cocina "¿Todo bien?" la forma en que Behati se sobresaltó me causó mucha risa pero me contuve

"Todo en orden" dijo Sebastien extendiendo su mano hasta mi madre que sin soltar la mía nos acercó a ambos a Sebastien, ese hombre era un padre, un maestro, amigo y protector para mí

"¿Volvemos afuera? Creo empezaron a bailar sin mí"

"No podemos permitir eso ¿Verdad?" dijo Sebastien con humor

"No, no podemos" respondí y tiré un poco de ella que hizo lo mismo con Sebastien y salimos de la cocina para unirnos a lo demás, se había armado un buen ambiente de bailes, risas y bromas

"¿Me acompañas un segundo?" Sebastien me tocó el hombro y nos alejamos de todos

"Lo siento mucho, no quise causar problemas" le dije

"Tranquilo" me puso ambas manos en el hombro "No has causado nada, a Bee la gusta meter las narices en todo, ya sabemos como manejar con ella" suspiro aliviado "¿Sí se besaron?" preguntó con una sonrisa

"Un poco" me sentí cohibido repentinamente

"No pasa nada, hombre. Yo estoy al tanto de tus sentimientos por ella así como compartimos nuestra adoración, lealtad y protección"

"¿No crees que estoy loco?"

"Por supuesto que no ¿Tú crees que estoy loco?"

"¡Por supuesto que no!" le respondí y era la verdad "Yo la amo con toda mi alma, solo quiero su felicidad, jamás la lastimaría"

"Lo sé. Nosotros jamás te dejaremos caer"

"Ni yo a ustedes, lo juro" me apresuré a decir y él asintió con aprobación

"Bien, volvamos afuera y luego hablaremos" me dió un guiño seguido de una palmada en el hombro. El hecho que confiara en mí de esa forma me llenaba de orgullo, me había ganado ese privilegio y secretamente me encantaba...

______________________________________________

Gracias Juanny por la firma.! Esta hermosa eres la mejor..!



avatar
virginia2604
Administracion
Administracion

Localización : Ciudad Bolivar, Venezuela

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm No Angel. Capítulos 19-20

Mensaje por virginia2604 el Sáb Ene 28, 2017 5:50 am

CAPÍTULO 20
NIZA, FRANCIA


La fiesta se alargó hasta la madrugada y yo caí rendida hasta el mediodía que Sebastien me despertó con una humeante taza de café “Levantate mi amor, tenemos que hacer” rodé por la cama para sentarme y tomar la taza que me ofrecía ¡Qué delicia!

“Ya sé, ya sé, es domingo de dar malas noticias” arrugué la cara y Sebastien metió sus rodillas en la cama para darme un beso

“Darlas juntos no es tan malo” arrugó su frente contra la mía y me besó de nuevo ¡Bendito mi esposo! “Vamos, iremos caminando con Charles ¿Te parece? Así nos despejamos un poco, el día está precioso” asentí y puse mi trasero en movimiento para darme una ducha y bajar, habíamos acordado comer con ellos aunque el nudo en mi estómago no me permitiría comer demasiado

“Buenos días” nos recibió Esteban en pijamas todavía, era costumbre en domingo andar así en casa o cada vez que fuera posible



“Buenos días mi amor” me acerqué para abrazarlo “Vamos a comer con Carlos y Behati pero regresamos al rato”

“Y yo que soñaba con tu comida pero me debes la cena entonces” alcé la mano

“Te lo prometo” le besé ambas mejillas “Dile a tus hermanos que necesito hablar con ellos ¿Sí? Reunelos para cuando regresemos” entrecerró los ojos y me escudriñó

“¿Todo bien?”

“Al regresar hablamos pero haz eso por mí ¿Puedes?”

“Está bien” salimos caminando con Charles, la casa Marin no quedaba demasiado lejos y caminar un rato ayudaría a dispersar la ansiedad

“Todo va a estar bien” me dijo Sebastien apretando un poco más su mano entrelazada con la mía

“Bee va a enloquecer”

“Probablemente, pero sabemos que ella enloquece por todo” me giré para mirarlo y ambos nos reímos. La caminata se hizo más corta mientras nos distraíamos conversando de la fiesta

“¡Buenos días!” nos recibió Catalina sonriente y nos abrazó a cada uno

“¡Tíos!” Renata corrió para abrazarnos “Que bueno que llegaron, muero de hambre” se frotó el abdomen y yo no pude evitar reírme

“Hola hola” apareció un muy animado Carlos ¡Dios! ¿Todos debían estar tan contentos? Llevaba un jean desgastado con una camisa blanca de pequeños puntos azules, con varios botones abiertos como era costumbre

“Buenos días” saludó Bee luciendo sencillamente linda con solo un jean y camiseta verde, ella estaba un poco distante y sé que pasaría algún tiempo antes que su mente dejara ir lo que había visto con Piero



“¿Llegó mi tía favorita?” Toni me levantó del suelo y me besó ambas mejillas, le encantaba molestar a su mamá

“Y la mía también” Carlitos hizo lo propio y me lo comí a besos ¡Jesús! No creo pensaran lo mismo luego que soltara la bomba de Cassandra, nos sentamos afuera a desayunar y agradecí que Sebastien dirigiera una trivial conversación, los planes de Carlitos y cosas así, yo me removía en la silla y Sebastien se encargaba de impartirme seguridad sujetándome la mano o dándome pequeños besos

“Me gustaría hablar con ustedes, pero sin Renata. Es importante” le susurré a Carlos que llamó a Renata, la envolvió entre sus brazos y le pidió cariñosamente que subiera unos minutos mientras nosotros conversábamos, verlo destilando amor por su pequeña me conmovió demasiado, Renata nos dió un beso a Sebastien y a mí y subió

“¿Qué carajos pasa? Desde ayer andas muy misteriosa” soltó Bee de repente, Sebastien me apretó la mano

“Pues miren, nunca hay forma bonita de decir estas cosas pero supongo hay que hacerlo ¿No?” miré a Sebastien que me impartía coraje con su mirada

“¿De qué se trata?”

“Se trata de Cassandra” Carlitos y Catalina se removieron incómodos en la silla

“¿Qué hay con ella?” ladró Toni

“La verdad es que luego que sucediera aquel incidente con Cassandra y Sebastien decidimos internarla en un centro de rehabilitación, ahí nos informaron luego de hacerles varios análisis que ella es portadora de VIH y está embarazada” Sebastien rodeó mi cuerpo con su brazo, vi a Catalina deshacerse en la silla igual que a Carlitos

“¡No puede ser!” chilló Behati “¿Qué carajos...?” se levantó y Carlos la sentó con un brusco movimiento, Toni permanecía sin decir nada

“¿Desde hace cuánto lo saben?” la gélida voz de Carlos me estremeció

“Hace solo un par de días” soltó Sebastien intentando calmar las aguas “Yo me hice la prueba justo antes del cumpleaños de Candy, ella me puso un condón pero todo fue tan confuso que igual debo repetirla dos veces más, los anticuerpos se forman hasta los 3 meses que es cuando sabré definitivamente si estoy o no contagiado”

“¡Cristo bendito!” Catalina se llevó las manos a la boca ahogando un grito, enseguida Carlitos la abrazó sin decir nada

“No sabemos exactamente desde hace cuánto es portadora, ustedes deben hacerse la prueba lo más pronto posible” miré a Carlitos y a Catalina hechos pedazos en las sillas “Piero puede tomarle las muestras y facilitarles todo tal como hizo con Sebastien”

“¿Estuviste con Cassandra?” preguntó Toni mirando a Catalina y me estremecí al recordar a mi hermano cuando me regañaba

“Sí, la última vez fue en el viaje a St. Barts” se mordió los labios y Carlitos la apretó con más fuerza, Toni gruñó por lo bajo mientras Carlos permanecía con semblante molesto

“¡Esto es tu culpa!” Bee se puso de pie abruptamente señalándome con el dedo “Si le hubieras puesto un alto a Cassandra a tiempo mis hijos no estarían embarrados en su mierda” sus palabras me golpearon con tanta fuerza que tuve que sujetarme a Sebastien al sentir me arrancaban el piso repentinamente

“Oh no, eso no te lo voy a permitir” siseó Sebastien y vi como su rostro empezaba a enrojecerse “Aquí todos somos testigos de cuanto Candy ha luchado para ayudar a Cassandra, cuanto Catalina y Carlitos la han mantenido relativamente a salvo con sus cuidados pero ninguno de nosotros somos responsables por sus acciones y errores, solo ella lo es ¿Crees que para nosotros es fácil esta situación? ¡No lo es!” alzó un poco la voz “¡Es una jodida mierda!” resopló molesto “Que la ataques no va a resolver absolutamente nada” los ojos de Sebastien chispeaban molestia

“¿Es mi hijo?” soltó Carlitos repentinamente haciendo que todos lo miráramos

“Tiene apenas unas 5 semanas más o menos, lo de ustedes terminó mucho antes ¿No?” le dije, Carlitos asintió con pesar y podía ver el dolor a través de sus ojos, desgarrándolo, la herida de Cassandra aún estaba abierta y sangrante. Para todos.

“Será mejor que te vayas y me dejes manejar esto con MIS hijos” hizo mucho énfasis en esas palabras, yo simplemente me levanté sin soltar la mano de Sebastien y nos encaminamos a la puerta

“Esperen” Carlos no atajó “Lamento mucho como Bee se comportó, los buscaré luego ¿Sí?” miró a Sebastien “Hermano...” lo abrazó “Lo siento mucho, imagino el miedo que debes sentir pero cuenta conmigo para lo que necesites ¿Sí? Tú también Candy” lo abracé y nos miramos por unos segundos sin necesidad de decir más y así salimos de la casa

“Al menos sé que nuestros hijos no van a corrernos de la casa” soltó Sebastien luego de caminar unos minutos en silencio y yo empecé a reírme, me detuve para abrazarlo

“¡Dios, eres maravilloso! Te amo” me sonrió y compartimos un beso antes de seguir caminando, al volver a la casa escuchamos las risas, todos estaban reunidos en la sala riendo, se me encogió el corazón al saber que iba a borrarles la sonrisa del rostro con lo que íbamos a decirles

“Todo va a estar bien” Sebas me besó la frente

“Ya llegaron ¿Qué pasa?” preguntó Tiago mirándonos y de seguro nuestros rostros nos delataban

“¿Dónde están los peques?”

“Arriba jugando” me respondió Sara

“Bianca mi amor ¿Podrías subir con ellos un momento? Necesito hablar con tu mami y tus tíos ¿Sí?” ella asintió, se acercó para besarme la mejilla y subir

“Celine y Charlotte están en la playa con Claude y Julie ¿Qué pasa?” preguntó Corinne, Sebastien se sentó en el sofá pequeño y yo en sus piernas, nos dábamos valor mutuamente, paseé la vista por nuestros hijos, Valentina, Corinne, Lucia, Sara, Piero, Tiago, Esteban, Brigitte, Clarisse y Sebastien

“Ustedes saben lo que pasó con Cassandra hace un par de semanas” todos asintieron “Luego de eso, su madre y yo decidimos internarla en un centro de rehabilitación” Esteban se tensó, pude notarlo, sus emociones siempre eran en extremo fuertes, al menos para mí

“Ahí le hicieron estudios y descubrieron que es portadora del VIH y está embarazada” solté autómata

“¡Oh por Dios!”

“¡Mierda!”

“¡No lo creo!”

“¡Jesús!” todos empezaron a reaccionar a su manera

“Sebastien se sometió a la primera prueba pero nada es definitivo hasta dentro de 3 meses que se haga otra prueba” dije lentamente mientras Sebastien me abrazaba con fuerza, eramos el ancla el uno del otro

“Yo estoy bien, estamos bien” afirmó Sebastien apretando sus manos sobre mi abdomen “Lo que sea que pase lo afrontaremos juntos, como pareja su madre y yo y como familia con ustedes, no duden en ningún momento en acudir a nosotros con sus dudas, sus miedos o lo que necesiten ¿Está bien? No es una noticia fácil de procesar, yo lo sé”

“¿Esa prueba salió positiva? La primera” preguntó Valentina

“No, salió negativa” respondió Piero y todos lo miraron

“¿Tú lo sabías?” preguntó Brigitte

“Solo hasta hace unos días que ellos me pidieron fuera yo quien tomara la muestra de Sebastien y los ayudara con el laboratorio” respondió estoícamente, miré a Sebastien y ambos asentimos orgullosos de él “No me correspondía revelar algo como eso” me miró y yo volví a asentir

“¿Ella estuvo sin condón?” las palabras de Corinne estaban cargadas de miedo

“Usó condón pero no podemos descartarlo así de fácil” las palabras me quemaban al decirla, Sebastien dulcemente me besó el cuello

“¡Perra!” masculló Lucia poniéndose de pie

“¡Lucia!”

“¿Qué?” ladró molesta “No me digan que no lo piensan tanto como yo” rodó los ojos “¡Mas les vale estar bien!” nos señaló “Yo los necesito, mi bebé los necesita” se tocó el vientre y me levanté para abrazarla al igual que Sebastien

“Pequeña” Sebastien tomó su rostro entre sus manos “Estoy aquí, estaré aquí, ambos estaremos contigo, todos tus hermanos y sobrinos estarán aquí, nadie se va a ninguna parte, no vamos a dejarte ¿Está bien?” sus ojos se llenaron de lagrimas

“No pueden estar seguros de eso” sus miedos se hicieron presentes y se me rompió el corazón

“No nos iremos a ninguna parte” le repetí “Tú y ese pequeñito van a ser muy felices aquí con nosotros, como que me llamo Candice” ella sorbió y se aferró a nosotros, Sebastien me miró y sus ojos estaban a punto de soltar las lagrimas

“Somos una familia, estamos juntos en las buenas y en las malas, esta no es la excepción” pronunció Esteban antes de sentir como todos nos rodeaban en un enorme abrazo familiar, nuestro núcleo nos tenía entre sus brazos, así nada malo podría sucedernos y lo que sucediera sé que podríamos enfrentarlo

*-*-*-*

“Hablaré con Piero e iré mañana a hacerme la prueba” dijo Catalina mientras veía a su madre llorar

“Iremos” Carlitos le tomó la mano, la llevó a sus labios y la besó con dulzura, ambos seguían sorprendidos y dolidos con lo que estaba pasando

“No puedo creer que esto esté pasando” sollozó Behati “Ustedes son mis niños”

“Ya no somos unos niños” completó Catalina “Somos adultos que compartimos a la misma mujer y para nuestra desgracia ella está rota, pero nos toca asumir esto”

“Hermanita” Toni envolvió a Catalina entre sus brazos “Estoy tan orgulloso de ti” le besó la sien

“No podemos ser fatalistas, haremos las pruebas y dependiendo del resultado pues actuaremos” dijo Carlos poniéndose de pie para abrazar a su hijo

“No es el fin del mundo” pronunció Catalina “Hay medicamentos que combaten el virus y te dejan vivir décadas y sino hay hombre que se atreva a estar conmigo pues me hago madre soltera como Sara, nadie va a morirse por eso” Carlos atrajo a su hija y los envolvió a ambos en un abrazo

“Estaremos en cada paso que den y respetaré sus decisiones sean las que sean con respecto a como quieren manejar esto”

“¿Qué?” chilló Bee

“Es cierto, son nuestros hijos pero también es cierto que son adultos y pueden decidir como manejar esta situación, nuestro trabajo como padres es apoyarlos”

“¡No lo puedo creer!” chilló de nuevo “¿No estás ni un poco molesto?”

“Nuestros hijos están aquí, con nosotros, no están metidos en una clínica de rehabilitación, no odian a su madre ni han cometido locuras, se enamoraron y no puedo culparlos por eso, estoy molesto y preocupado pero rebanándome los sesos no voy a lograr absolutamente nada” la férrea actitud de Carlos les dio cierta seguridad a sus hijos, era lo que necesitaban en esos momentos

“Disculpeme usted señor, pero yo si me altero porque son mis hijos y me molesta que por culpa de una niña caprichosa ellos estén metidos en esta situación tan espantosa y embarazosa” siseó con molestia

“¡Bueno ya fue suficiente!” rugió Carlitos haciendo sobresaltar a Catalina y a su madre “De nada vale pensar en lo que pasó, Catalina y yo nos enamoramos de ella, nos acostamos con ella, hicimos de todo con ella y lo disfrutamos mientras duró, yo no me arrepiento, sé que ella tampoco pero eso ya pasó, ahora solo hay que afrontar esto, hacernos las pruebas y actuar a partir de ahí. Punto” apretó los puños “¡Vamos Catalina!” apretó los dientes mientras le ofrecía la mano a su hermana

“Vamos”

“¿Adónde creen que van?”

“A caminar” ladró Carlitos y tomó a su hermana de la mano

“Ni se te ocurra” Toni sujetó a su madre “Déjalos quietos, ellos necesitan estar a solas para procesar esto y no, no puedes intervenir” le gruñó al oído y miró a Carlos que asintió orgulloso del control de Toni sobre su madre.

*-*-*-*

“Menuda mierda ¿No?” soltó Carlitos a su hermana luego de caminar en silencio por varios minutos

“Ya sé, ni me digas pero Carlos...” ella se detuvo frente a él “Prometeme que pase lo que pase no vamos a dejar que esto se interponga en nuestros planes y nuestros sueños, hermano, estamos construyendo un futuro que no tiene porque truncarse por algo que se puede controlar”

“Te doy toda la razón y aunque me asusta hasta la médula todo esto no estoy dispuesto a que robe mi vida o la tuya, madre puede enloquecer cuanto quiera pero no permitiré que enloquezcas ni me dejes enloquecer ¿Estamos?” ella lo abrazó con fuerza

“Te amo, Carlos”

“Y yo a ti, hermosa” le besó ambas mejillas

“¿Podemos ir mañana solos tú y yo? No podría soportar otro ataque de histeria de mamá en el hospital”

“¡Dios no! Yo tampoco ¿Llamamos a Piero y le preguntamos? Luego podemos decirle a mamá que iremos otro día o algo”

“Me parece” Catalina buscó su teléfono y le marcó a Piero

“Hola bella ¿Todo bien?” contestó

“Piero, necesito pedirte un favor”

“Lo que quieras ¿Qué pasa?”

“La tía nos contó lo de Cassandra y Carlitos y yo debemos hacernos la prueba ¿Crees puedas ayudarnos mañana?”

“Seguro que sí, tengo cirugía a las 8am pero si llegan a eso de las 6.30am los puedo ayudar ¿Les parece?”

“Sí, ahí estaremos. Gracias Piero”

“Estoy a la orden, hermosa, siento mucho que esto esté pasando y les afecte directamente, cualquier cosa o duda por favor llámenme, le dices a Carlos eso también”

“Eres un sol, muchas gracias Piero”

“De nada, hermosa, te quiero mucho”

“Y yo a ti, nos vemos mañana” dijo terminando la llamada “Debemos madrugar mañana pero Piero nos va a ayudar”

“Bien, te propongo no nos preocupemos hasta mañana ¿Te parece?”

“Me parece” asintió Catalina

“¿Vamos a casa de los tíos? Digo, con todos allá nos podemos distraer” Catalina sonrió y siguieron su camino hasta la casa de sus tíos donde estaban dispuestos a pasar el resto del día con sus celulares apagados

*-*-*-*
-PIERO-

Catalina y Carlitos nos sorprendieron en la casa y mamá los acogió con normalidad, calmando su ansiedad y dándoles la normalidad que ellos necesitaban en ese momento mientras Clarisse y Brigitte se refugiaban en Sebastien, Esteban y Tiago reverberaban con molestia y yo, yo hablaba con Sebas y resolvía sus dudas, en verdad su percepción de la vida y las cosas era realmente una belleza, esperaba que siempre conservara esos sentimientos tan bonitos que albergaba en su alma.

En la mañana me desperté muy temprano, me tocaba madrugar para ir al hospital, cuando bajé a la cocina mi mamá me esperaba con el desayuno en el mesón "Me consientes demasiado"

"Te cuido como lo mereces mi amor" me respondió con una sonrisa y se veía más hermosa que nunca, una blusa de cuello alto sin mangas de seda azul zafiro y una falda blanca ajustada a su cuerpo ¡Joder que era sensual! "¿No me vas a dar un besito?" se señaló la mejilla y al acercarme giró el rostro chocando sus labios con los míos por un segundo

"Te amo" pronuncié sobre sus labios y ella sonrió

"Y yo a ti mi amor" me besó la frente "Mucho" un beso más "Gracias por ser tan maravilloso" su manera tan especial de mirarme me llenaba de mucha emoción

"No me agradezcas, lo hago por amor"

"Lo sé, comemos y nos vamos, Catalina me pidió los acompañara y luego me voy al trabajo" asentí y nos sentamos a comer "Tienes cirugía hoy ¿No?"

"Sí, a las 8 ¡Uy, esto está divino!" le dije saboreando el desayuno y ella sonrió satisfecha

"Necesitas alimentarte bien hoy que vas a pasar todas esas horas en quirófano" ¡La amo! "¿A qué hora terminas?"

"Espero que a las 11 o 12, sabemos a que hora entramos pero no a la hora que salimos"

"Bueno, pasaré al mediodía y sino has salido te dejo la comida en tu consultorio ¿Te parece?"

"Eres la mejor ¿Lo sabías?" me incliné para abrazarla y su perfume era delicioso

"Voy a lavarme los dientes y nos vamos" asentí en automático y la vi alejarse pavoneando sus caderas con natural sensualidad, miré la erección que abultaba mi pantalón y tuve que acomodarla antes de ponerme de pie y subir a lavarme los dientes, al bajar ella estaba esperándome y su labial rojo era en extremo incitante. Fuimos juntos en mi auto mientras Charles nos seguía en la camioneta, cuando llegamos ya estaban Carlos y Catalina esperando.

No perdí demasiado tiempo, fui a buscar los tubos, tomé las muestras y las llevé para que las procesaran "Yo debo ver a mi paciente y prepararme para cirugía, los resultados estarán en una hora ¿Sí? Igual yo los rectificaré cuando salga, cualquier cosa no duden en mandarme a llamar" abracé a Carlos y a Catalina antes de besar ambas mejillas de mi madre

"Bonito día para salvar vidas mi amor" me dijo con una hermosa sonrisa y estuve de acuerdo, era un bonito día para salvar vidas, esa era su forma de desearme suerte. Mi paciente de ese día era un chico de 13 años con un hemangioma que le cubría casi la mitad del rostro, operaría con Collin, buen amigo y cirujano plástico. Dejé órdenes estrictas que me avisaran de los resultados de Carlos y Catalina, yo operaría primero para extraer el hemangioma y Collin arreglaría el espacio con su magia para hacer lo más estético posible. Iniciamos a las 8am en punto y desde el primer corte el bastardo empezó a dar problemas pero seguí adelante queriendo ayudar a ese chico a mejorar su vida.

Los resultados de Carlos y Catalina dieron negativo pero con las pruebas especiales me quedaría más tranquilo, sus contactos sexuales con Cassandra daban el tiempo suficiente para formar los anticuerpo y que esa primera prueba resultara negativa era algo bueno, aún así, como médico se nos enseñaba a nunca bajar la guardia y no dar nada por sentado...

*-*-*-*
-CANDICE-

Mi mañana estuvo en verdad excelente, saber que los resultados de Carlitos y Catalina eran negativos me llenaba de tranquilidad, algo bueno dentro de todo para variar. Salí de la oficina buscando el almuerzo en uno de mis restaurantes favoritos, no es que tuviera todo el tiempo del mundo pero con los exigentes trabajos de mis chicos, me gustaba cuidar de ellos tanto como podía. Llevarles el almuerzo era una de esas maneras. Pasé primero por el hospital, me informaron que Piero seguía en cirugía, así que simplemente entré a su consultorio con mi llave, dejé la comida y escribí una nota en una de sus hojas de indicaciones. Salí del consultorio y di tan solo un par de pasos cuando vi a Mía, ella ladeó la cabeza y sonrió a medias, seguí mi camino “Candice...” me detuvo su llamado y con unos pasos más ella estaba frente a mí

“Hola Mía ¿Cómo has estado?” le pregunté y ella se mordió los labios ¡Oh!

“¡Esto es un infierno!” suelta repentinamente apretando su bolígrafo como una especie de salvavidas “Verlo constantemente es muy difícil, saber que ya está con alguien más es abrumador...”

“¿Cómo?” no puedo evitar que mi voz suene sorprendida

“Sé que lo está, así como Tiago lo está, Diana me lo dijo, me dijo cuando fue a verlo que Tiago tenía marcas en su cuello...” ¡Santa mierda! Balanceé mi peso en mis tacones que ahora parecían menos cómodos con el peso de la incomodidad “Y Piero está tan sonriente últimamente que sé que se debe a otra mujer ¿Sabes quien es?” me pregunto ansiosa “Piero te lo cuenta todo, estoy segura que sabes quién es” niego con la cabeza

“Mía, no puedes comparar lo sucedido entre Tiago y Diana con lo sucedido entre Piero y tú, sus rompimientos sucedieron por razones muy distintas y creo que Diana debió decírtelo si son tan cercanas” ella asintió mordiéndose de nuevo los labios, se veía nerviosa “Son buenos chicos y tienen sus formas de lidiar con las cosas, yo no soy quien para meterme en eso, de verdad. Si esperabas que te dieras luz, no la tengo Mía, lo siento” se desinfló “Eres una buena chica que estoy segura encontrará a alguien que comparta tus objetivos en la vida”

“De seguro es una de esas modelos ¿Verdad?” dijo con voz temblorosa “Ellas con sus mañas de seguro lograron ponerle sus garras encima, Diana cree lo mismo, debe ser alguna tipeja para dejarle esas marcas obscenas”

“Cariño” le puse una mano en el hombro “No te martirices y Diana no tiene derecho a ofenderse si Tiago sale o no con alguien, quien falló no fue él” le recordé con molestia y Mía me miró como si me salieran dos cabezas “Lo siento pero es la verdad, es tiempo de pasar la pagina, para ambas...” le dije y sabía que se lo iba a contar a Diana ¡Pues que lo haga! “Yo debo irme, tengo trabajo” giré en mis tacones y me metí al elevador ¡Cristo bendito!

Manejé hasta el consultorio de Tiago para llevarle comida, me dijeron que estaba en su oficina pero escuché voces adentro, enseguida reconocí a Diana "¡Admite de una vez que tienes a otra!" le dijo en tono molesto

"¡Vete a la mierda, Diana!" dijo Tiago y me estremecí "Yo no tengo porque darte explicaciones de mi vida, puedo hacer lo que se me de la gana y con quien se me de la gana, tú y yo hemos terminado para siempre ¡Entiéndelo, maldita sea!" gruñó aún más molesto

"¡Claro porque seguro te estás tirando a alguna zorra!"

"Seguro tú sabrás de eso" luego escuché un golpe y supe que ella lo había abofeteado

"¿Tiago?" toqué la puerta y al segundo me abrió, sus ojos estaban enrojecidos, sus fosas nasales se abrían y cerraban con fuerza y tenía la otra mano cerrada en un puño, destilaba ira por todo su cuerpo ¡Dios!

"Pasa" me tomó del brazo "Ya Diana se va" me haló un poco hacia él y miré a Diana que echaba chispas

"Será mejor que te vayas, Diana" puse mi mano sobre el hombro de Tiago, sentí su tensión disminuir "El trabajo no es el lugar ni el momento para armar escenas de celos"

"Pero..."

"Será mejor que te vayas antes de decir o hacer algo peor" mis palabras la hicieron tomar un profundo respiro e irse sin decir nada más, ambas manos de Tiago se apretaron en fuertes puños, yo cerré la puerta, pasé el seguro y abrí sus manos con las mías

"Gracias al cielo estás aquí" sus pesados ojos marrones ahora se veían casi negros "Ella me hace sentir tanta rabia que creo estallaré en cualquier momento"

"Lo sé mi amor, ven" lo hice sentarse en la silla y metí mis dedos en su cabello, masajeando el cuero cabelludo, su ronroneo me indicó que era justo lo que necesitaba "No me vas a despreciar la comida, así tenga que dártela yo misma" abrió los ojos y sonrió, su molestia estaba bajando, se sentó en su silla y yo en el escritorio

"Oh, eso me encantaría" una chispa atravesó su mirada y no pude evitar sonreír, destapé la comida y con el tenedor la llevé a su boca, Tiago masticaba lentamente sin dejar de mirarme "Podría acostumbrarme a esto" dijo tomando un sorbo del agua "Tú aquí, sentada en mi escritorio, dándome de comer" cerró los ojos "Es una delicia" su sonrisa era en verdad hermosa y me recordaba mucho a la de Erwin

“Recuerdo cuando estabas chiquito y te daba de comer, eras un glotón” el sonido de su risa era algo que en ese momento me encantó escuchar, poder hacerlo reír aunque fuera un poco luego del desagradable encuentro con Diana era algo bueno “¿Te sientes un poco mejor?”

“Gracias a ti, sí, me siento mejor. Gracias, mamá” se inclinó para besarme la mejilla y nos reímos todo el rato dándonos de comer en broma uno al otro

*-*-*-*
-PIERO-

Salí casi a la 1pm que entró Collin a intentar reparar el daño dejado por el tumor. Fui a mi consultorio para descansar un rato, sobre mi escritorio reposaba la comida con una nota de mi madre:

"Estoy muy orgullosa de ti, mi tesoro. Te amo y espero todo haya ido bien con tu cirugía. Debes estar hambriento, disfruta tu almuerzo y nos vemos más tarde.
Siempre tuya,
Mamá"


Guardé la nota, como lo hacía con todas las notas que ella me dejaba, durante años recolecté y guardé en un lugar especial todas las notas que ella siempre me dejaba, eran como un tesoro para mí.

*-*-*-*
-CANDICE-

Al llegar a la oficina vi a Sebastien como todo un rey en mi silla, sus ojos vagaron por todo mi cuerpo y una gran sonrisa curvó sus labios

"Mi diosa imperial tuvo un buen almuerzo ¿No?" alzó una ceja y yo me mordí los labios

“Interesante por decir lo mínimo” ladeó la cabeza y me sonrió de nuevo

"Te escucho, amor" echó la silla hacia atrás y se palmeó las piernas invitándome a sentar, así lo hice y lo envolví entre mis brazos, absorbiendo su delicioso aroma "Cuéntame" sus manos se enlazaron sobre mi vientre mientras me dedicaba a contarle todo lo sucedido "So... ¿Piero o Tiago?"

"¡Sebastien!" empezó a carcajearse de tal forma que terminamos los dos privados de la risa, el sonido de la llegada de un mail me devolvía a la realidad que estaba en el trabajo pero no me molestaba trabajar sentada en el regazo de mi esposo, nos gustaba compartir tiempo juntos, cuando estaba en el estudio yo me pasaba a visitarlo también

"Quieren cenar"

"Querrás decir que quieren cenarte" repuso burlón y se ganó un mordisco de mi parte, me mordió el hombro en respuesta

“¡Ay!” me quejé y escuchar su risa tan cerca me gustaba demasiado

“Tan solo recuerda que pronto Erwin y yo te tendremos desnuda y a nuestra merced...” me susurró al oído y me deshice en sus piernas, ese pensamiento era demasiado para manejar y revolucionaba mi cuerpo frenéticamente...

______________________________________________

Gracias Juanny por la firma.! Esta hermosa eres la mejor..!



avatar
virginia2604
Administracion
Administracion

Localización : Ciudad Bolivar, Venezuela

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm No Angel. Capítulos 19-20

Mensaje por Gaby_kdsh el Dom Ene 29, 2017 1:15 am

a ver a ver a ver

Me pregunto si los demas hijos de Candy vieran esa relacion con piero como algo normal y natural? Ya perdimos a candy y a seb, pero me gustaria saber si las chicas estan deacuerdo con que su mama tenga sus cosas con piero y a veces con tiago.

Esa fue siempre la razon por la que tacharon a Cass de Loca segun recuerdo y es cierto.

Pobre Bee siempre la regañan jajaja, ella es la que tiene el matrimonio normal sin incesto ni bigamia y siempre es la que queda como la mala.

Pobrecitos de mis niños, Carlitos y Catalina tienen que pasar por todo el drama de las pruebas, me sorprende que Carlos no haya reaccionado peor, siendos sus tesoritos, todos lo toman con tranquilidad, yo hubiera ido a asesinar a Cass por ponerlos en riesgo y a candy por no decirles en el momento que se enteraron.

Pervertidos everywhere en la familia de candice
avatar
Gaby_kdsh
Escritora Vip
Escritora Vip


Volver arriba Ir abajo

Re: I'm No Angel. Capítulos 19-20

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.